Imagen de Anónimo

Login


Latido América #222: Nicomedes afroperú

Cada 4 de junio Perú celebra su herencia afro en el cumpleaños de uno de sus máximos exponentes.

 

4 de junio de 1925. En los barrios populares de Lima nació Nicomedes Santa Cruz, negro de oídos y ojos muy despiertos: recuerda cómo su mamá lo arrullaba cantándole “décimas en socabón”, cómo en su casa se contaban historias de la esclavitud y la libertad, y cómo los abuelos de algunos amigos eran duchos en el arte de cantar décimas.

La capital de Perú contaba apenas con unos cientos de miles de habitantes. Entre ellos, unos pocos decimistas herederos de la tradición adoptada por los afrodescendientes, sustentada por los criollos, traída por los españoles. Pocos, sí, y la tradición parecía morir con ellos.

Ese arte de los trovadores y juglares -y la improvisación y la réplica- no solamente hace referencia a la cultura europea medieval, sino que tanto en el imperio incaico como en las culturas africanas se encontraba aquel acervo, gen de cantar victorias e historias épicas, amores y desamores, sátiras y enfrentamientos.

La décima es una estructura poética de diez versos de ocho sílabas cada uno, cuya rima tiene la secuencia "aabbaccddc". Un ejemplo:

De África llegó mi abuela

vestida con caracoles,

la trajeron lo´epañoles

en un barco carabela.

La marcaron con candela,

la carimba fue su cruz.

Y en América del Sur

al golpe de sus dolores

dieron los negros tambores

ritmos de la esclavitud

 

Mediaba el siglo y Nicomedes se animó por fin: dejó su trabajo como forjador y encausó su vida a rastrear a esos viejos decimistas y recopilar su obra. “Como pálida sobrevivencia de aquel esplendoroso pasado, sólo encontré unas docenas de décimas en boca de igual número de criollos jaranistas o simples dicharacheros, amén de algún solitario auténtico cantor, perdido en los cañaverales de Trujillo y Chiclayo, por los arrozales de Piura y Morropón, entre los algodonales de Cañete y Chincha, por las parcelas de panllevar del valle de Chancay..., o aquí mismo, en Lima, negro chofer de algún blanco limeño. A ellos debo la satisfacción de haber cantado, si no en implacables duelos, al menos, en franca y amigable lid", cuenta Santa Cruz en su libro Décimas y poemas.

En esa búsqueda trunca aprendió el oficio y desató su propia obra. A esto sumó la investigación y ejecución de los “ritmos negros del Perú”, los que muchas veces estaban asociadas directamente a la poesía eminentemente oral de las décimas.

Tal es la importancia de la obra de Santa Cruz -inspiradora de decenas de proyectos de investigación y creación y difusión-, que en su natalicio Perú festeja el "Día de la Cultura Afro”.

Este episodio de Latido América celebra dicha obra a 90 años del nacimiento del poeta, investigador y músico afroperuano.

Además de sus décimas, en sus cantos nos cuenta sobre géneros musicales, interpretación e instrumentos, y lo escuchamos con un puñado de textos de poetas afroamericanos, como Langston Hugues, Jacques Roumain y Jorge Artel. A mitad de camino, el tema "A la molina no voy más", en versiones del chileno Víctor Jara y, por supuesto, de Santa Cruz.

Setlist

  • Ritmos negros del Perú. Nicomedes Santa Cruz
  • Enciéndete candela. Nicomedes Santa Cruz
  • Esa negra Fuló (Jorge de Lima). Nicomedes Santa Cruz
  • Son de los diablos. Nicomedes Santa Cruz
  • Aquí está la marinera. Nicomedes Santa Cruz
  • Mándame quitar la vida. Nicomedes Santa Cruz
  • El negro habla de los ríos (Langston Hugues). Nicomedes Santa Cruz
  • A don Porfirio Vásquez. Nicomedes Santa Cruz
  • A la molina no voy más. Víctor Jara
  • A la molina no voy más. Nicomedes Santa Cruz
  • Zapateo (glosa). Nicomedes Santa Cruz
  • Pasadas de zapateo. Nicomedes Santa Cruz
  • Camino de Guinea (Jacques Roumain) Nicomedes Santa Cruz.
  • Negrito. Nicomedes Santa Cruz
  • Bullerengue (Jorge Artel). Nicomedes Santa Cruz
  • Al son de la tambora. Nicomedes Santa Cruz
Randall Zúñiga — Es periodista, cronista y poeta, aunque él no lo reconoce. Se le puede leer en revistas de arquitectura y diseño por aquí y por allá y periódicos de vez en cuando. Es programador de Radio Nacional de Costa Rica y conduce y produce el programa Latido América, que se transmite en Radio Nacional, Radio U y Radio870UCR. De él, nos dice: "Tenía un gato que se llamaba Fausto y ahora solo me queda el astigmatismo, la miopía, una colección de LPs y el gusto de desvelarme viendo llover en Coronado".